Skip to Main Content
Levi, Ray & Shoup, Inc.

Una breve discusión sobre impresión

Language Options

Puede que los lectores habituales de este blog se pregunten: «¿Cómo deciden sobre qué temas escribir?» Bueno, algunas entradas tratan sobre noticias como un nuevo producto o una conferencia interesante a la que hemos asistido. Otras abordan estudios recientes en nuestro campo o información sobre el sector. Muchas otras tratan sobre problemas que nuestros ingenieros de sistemas o personal de asistencia se han encontrado con los años pero que puede que los lectores de nuestro blog no hayan experimentado de primera mano.

PC Load Letter Image

Al escoger un tema, también utilizamos herramientas analíticas para ver qué palabras clave está buscando la gente en la red sobre impresión o documentación. Y resulta que un tema popular tiene que ver con la velocidad de impresión, con búsquedas como impresión de red lenta, impresión lenta, acelerar impresión y demás. Si lo piensa, tiene sentido. No existe prácticamente nada más frustrante que esperar ante una impresora para poder continuar haciendo su trabajo (como se plasma en la famosa escena del PC Load Letter en la película «Trabajo basura»). 

¿Qué significa «impresión lenta» para mí?

A juzgar por las respuestas encontradas en una rápida búsqueda en Google, uno podría pensar que la clave para mejorar la velocidad de impresión es enviar su documento a una impresora de producción de 150 páginas por minuto o simplemente modificar sus controladores de impresión de Windows o el spooler de impresión. En muchos casos, esto no resolverá el problema.

Así que, ¿cómo acelerar la impresión? La respuesta habitual en estos casos es: «Eso depende». LRS lleva ayudando a clientes a optimizar sus workflows de impresión desde que desarrollamos nuestra primera solución de gestión de output en 1981. Irónicamente, la forma en que ayudamos a ese primer cliente fue dejando de enviar trabajos de impresión a la impresora más rápida de la organización del cliente. En lugar de imprimir en la impresora de producción de alta velocidad (que estaba situada en el centro de datos en la acera contraria donde estaban los usuarios finales), les permitimos imprimir en una impresora de red algo más lenta situada justo fuera de las oficinas de los usuarios.

Todo se resume en una pregunta: ¿Cómo define «rápido»? A efectos de simplicidad, definamos rapidez como el tiempo más breve entre que un usuario presiona «Imprimir» y el momento en que el documento llega físicamente a las manos del usuario. Considerando esto, he aquí algunas formas en que LRS puede ayudar a los clientes a mejorar la velocidad de impresión:

  1. Haga que el documento viaje hasta el usuario, no al revés. Hace no tanto tiempo, esto significaba gestionar conexiones a cientos o miles de impresoras personales a través de su comunidad de usuarios. Hoy en día, muchas organizaciones han eliminado las impresoras personales a favor de una cantidad menor de impresoras multifunción potentes y rentables. El software de LRS permite gestionarlas de forma más sencilla. Pero en el entorno de negocios actual, en que los empleados se pueden mover de una ubicación a otra, encontrar la impresora «más cercana» puede resultar complicado. Nuestra solución Pull Printing («sígueme») y nuestro portal de impresión garantizan que el documento se imprime donde el usuario se encuentra actualmente, en lugar de cerca de su ubicación de trabajo habitual.
  2. Prevea y resuelva rápidamente errores de impresión. Como en el ejemplo de la película «Trabajo basura», los errores de impresión retrasan mucho la entrega de las impresiones. Hace años, los desarrolladores de LRS examinaron todos los spoolers de impresión de los principales sistemas operativos y descubrieron que ninguno de ellos ofrecía la capacidad de producción y fiabilidad necesarias. Así que desarrollamos nuestro propio spool de documentos, multihilo y multitarea, diseñado para ofrecer un elevado rendimiento y recuperación en caso de error. En caso de que se produzca un error con el hardware de la impresora o un problema con el papel, los documentos pueden redirigirse automáticamente hacia un dispositivo alternativo. Todo con el objetivo de que el documento llegue al usuario final lo más rápido posible. Estos problemas que ocurren pueden detectarse y resolverse rápidamente mediante una interfaz web.
  3. Minimizar el impacto sobre la red de los trabajos de impresión individuales. Dependiendo del tamaño y naturaleza de un documento, la impresión puede afectar realmente al rendimiento de la red. El software de LRS soporta varias técnicas de optimización de red, incluyendo el uso del protocolo LRSQ, que ofrece una compresión del flujo de datos superior al 90 %. El software también puede examinar los trabajos de impresión entrantes para determinar su formato, comprobar las capacidades de la impresora de destino y saltarse cualquier preprocesamiento que pueda ralentizar la entrega de la impresión. Cuando sea necesario, pueden usarse múltiples técnicas de optimización al mismo tiempo.
  4. Minimizar el impacto global sobre la red gracias a la impresión IP directa. Antiguamente, la forma de mantener un control total sobre un entorno de impresión era enviar todos los documentos a través de un spool centralizado de impresión. Aunque esto puede mejorar la fiabilidad de la impresión, puede ralentizarla si ese spool centralizado está situado lejos del usuario o del dispositivo de destino. Piense en una compañía con un centro de datos en su sede corporativa de Australia. Puede que los usuarios locales de Sídney no observen ningún efecto sobre el rendimiento al imprimir mediante un spool centralizado. Sin embargo, los usuarios de una sucursal remota de Dallas, en Texas, experimentarán retrasos en la impresión si cada trabajo de impresión tiene que ir y volver desde la otra punta del mundo. El software de LRS soporta una arquitectura de impresión híbrida que permite a algunos usuarios imprimir directamente en un dispositivo IP cercano mientras deja que otros aprovechen su spool seguro de documentos. Y todo mientras ofrece control y funciones de auditoría completas a los administradores de red.

¿Existen otras formas de acelerar la impresión? Sin duda, posiblemente demasiadas para enumerarlas todas. En más de 35 años lidiando con estos problemas (especialmente cuando las redes eran mucho más lentas), hemos aprendido mucho. Así que si la lentitud de impresión ocupa un lugar preeminente en su lista de problemas, póngase en contacto con LRS y hable con nuestros expertos en output. 

Back to Posts